¿Ser o no ser?

Esta tarde hemos comentado en clase el famosísimo monólogo de Hamlet. Pues bien, mira todo lo que dio de sí esta pregunta y esta obra:

Hamlet en la literatura

En el siglo XIX aparecen adaptaciones de la obra como la de Alejandro Dumas, centrada en el tema amoroso y en la que Hamlet permanece con vida.

Más recientemente se elaboran otras adaptaciones libres, como la del colombiano Fabio Rubiano, Cada vez que ladran los perrosHamlet Máquina, del alemán Heiner Müller y O incerto señor don Hamlet, príncipe de Dinamarca, de Álvaro Cunqueiro.

https://i2.wp.com/www.centrodramatico.org/mediateca/feira10/imaxes/Espectaculos/Sarabela_Teatro/o_incerto_senor_don_hamlet_01.jpg

Sarabela Teatro llevó a escena la obra de Cunqueiro

Hamlet en el arte

La figura atormentada del protagonista del drama shakesperiano fue considerada prototípica de la personalidad romántica y por ello el gran representante del Romanticismo francés, Eugène Delacroix, le dedicó varios de sus cuadros: Hamlet, Hamlet y Horacio, etc…

Hamlet y el espectro

Hamlet y Horacio en el cementerio (1835, Musée du Louvre, París).

Delacroix también ilustró otra secuencia muy conocida como es la muerte de Polonio a manos del príncipe Hamlet. A ese suceso le dedicó dos obras :

-En una de ellas reproduce el instante en el que Hamlet descubre la presencia de otro hombre en la habitación de su madre.

-En el cuadro inferior que está a tu derecha, Delacroix quiso plasmar el momento en el que Polonio, tras ser descubierto por Hamlet, fallece.

Otro pintor que recogió una escena de la obra fue Daniel Maclise (1806-1870). El cuadro muestra la obra de teatro que tendrá lugar en la sala del castillo de Elsinor, en el Acto III. A la izquierda del cuadro, por encima de Ofelia, hay una estatua de la oración, y en el tapiz se representan La tentación en el Jardín del Edén y La Expulsión. En el otro lado del escenario, se encuentra una estatua de la Justicia y tapices que muestran El sacrificio de Abel y Caín asesinando a Abel. Estos temas bíblicos forman un alegórico contrapunto a la acción de la obra. Destaca el rostro atormentado de Claudio que mira hacia otro lado, mientras que la estatua de la justicia observa desde arriba. Maclise ha elegido representar el incidente clave de la obra de teatro, donde la tensión psicológica entre los personajes llega a un punto crítico. La escena puede ser vista como la representación de un juicio. Hamlet pone a Horacio como testigo, y el rey, en efecto, se perturba ante la representación de su propio asesinato (la información está copiada textualmente de aquí:

La escena de juego en Hamlet (1842, Forbes Magazine Collection, Nueva York).

También la Última escena de Hamlet (1884, Museo Nacional del Prado, Madrid) fue llevada al lienzo por el pintor español Salvador Sánchez Barbudo (1857-1917). Esta se desarrolla en una sala del castillo en la que se acaba de iniciar la apuesta promovida por el rey Claudio. Después del tercer asalto, Laertes hiere a Hamlet y, a su vez, es herido con su propia espada envenenada:

Puedes verla aquí con más detalle.

Por otra parte, Frans Hals también recoge en uno de sus cuadros a Hamlet:

Finalmente, cabe destacar la figura de William Blake, que también quiso inmortalizar, de nuevo, a Hamlet de esta manera.

 

Hamlet en la música

El drama del príncipe danés inspiró dos obras de Tchaikovsky: Obertura-Fantasía (Op. 67 a) y la Música incidental para Hamlet (Op. 67 b). El drama también fue adaptado a la ópera en 1872 por Ambroise Thomas.

Por otra parte, Hamlet ha dado nombre a un moderno grupo de rock español formado en los años 80.

Música incidental para Hamlet

Hamlet en el cine

La obra de Shakespeare ha sido llevada al cine en numerosas ocasiones. Alguna de las versiones más reseñable es la protagonizada por Lawrence Olivier (1958):

En 1964 Grigori Kozintsev llevó la obra al cine. Destaca la banda sonora compuesta por Shostakovich (que tiene que sonarte porque la escuchamos en clase):

También destaca la película de Franco Zefirelli interpretada por Mel Gibson (1990) que nosotros veremos en clase. Aquí queda el trailer de la misma:

Finalmente, aquí queda el famosísimo monólogo interpretado por Kenneth Brannagh (1996) en la película que él dirigió:

En otras ocasiones la historia del príncipe danés ha sido adaptada a los tiempos modernos, como en Hamlet va en viaje de negocios, dirigida por el finlandés Aki Kaurismäki en 1987, o Hamlet (2000) en la que Ethan Hawke da vida a un Hamlet perdido en la ciudad de Nueva York. Así interpreta el famoso monólogo:

<iframe width=”560″ height=”315″ src=”https://www.youtube.com/embed/1Up-oGfiosE&#8221; frameborder=”0″ allowfullscreen></iframe

He aquí contada por el señor Simpson:


En otros casos puede verso cómo el texto de Shakespeare está presente indirectamente, por ejemplo en la célebre comedia de Lubitsch Ser o no ser (1942) Aquí queda el trailer de la película. Si quieres verla la encontrarás en la biblioteca:

En la película En lo más crudo del crudo invierno,  dirigida por Kenneth Branagh unos actores van a interpretar esta obra de Shakespeare.

Incluso puede decirse que la muerte del rey y la posterior venganza sirvió de inspiración a los creadores de la película animada El rey león (1994). A muchos de vosotros os tiene que sonar (¡Mucho!)

Hamlet en el teatro

De todas la múltiples versiones que de esta obra se han hecho, os dejo aquí un trailer del Hamlet llevado al teatro por Tomaz Pandur. Está interpretada maravillosamente por la actriz Blanca Portillo:

Que cierren sus palabras esta entrada y que la pregunta que le da título siga creando miles de respuestas…

Enrique IV

Mañana vamos a comentar dos fragmentos de Enrique IV. Este, primer monarca de la dinastía de los Lancaster,usurpó el trono, en 1399, arrebatándoselo a su primo Ricardo II.

Aquí queda un trailer del montaje hecho por la Compañía Nacional de Teatro   bajo la dirección de Hugo Arrevillaga.

Y aquí unos fragmentos de la película Campanadas a medianoche, de Orson Welles, filme basado en la misma obra:

 

Cae la noche

El lunes pasado, ya sabéis, vino a visitarnos el profesor Francisco Puy, el abuelo de Antonio. No vino ni en calidad de abuelo ni  de profesor (aunque su oratoria delata su tarea como docente, profesión que ejerció en la Universidad de Santiago de Compostela, donde enseñaba Filosofía del Derecho).  Vino a mostrarnos su faceta de poeta. Nos ha presentado su libro Haikus de Guillamonde. Está publicado por Hércules ediciones y la edición corre a cargo de Milagros Otero, jurista y actual Valedora do Pobo.

Así nos  presenta al poeta la editora del libro:

“Francisco PUY MUÑOZ nació en Cambil (Jaén). Estudió en Granada, y en 1966 se trasladó a la Universidad de Santiago de Compostela para ocupar la cátedra de Filosofía del Derecho que había ganado por oposición pública.
Es autor de más de 50 libros y más de 400 artículos publicados en revistas españolas y extranjeras. Ha dado clases y conferencias en muchos lugares de Europa y América como Portugal, Italia, Austria, Alemania, México, Brasil, Argentina, Uruguay y Chile. En algunas de estas Universidades lo han nombrado además profesor honorario y le han concedido un doctorado honoris causa que es el reconocimiento más alto que puede hacer una Universidad a una persona que no haya estudiado allí pero que sus profesores entienden que es merecedor de la más alta consideración académica.
En España ha sido distinguido con la Cruz de Honor de San Raimundo de Peñafort que es la más alta condecoración que concede el ministerio de Justicia de España a las personas que destacan en la defensa de la justicia.
El profesor Puy es un jurista humanista, es decir una persona que ha dedicado toda su vida a estudiar y a aprender pero no solo Derecho sino cultura. Por eso tiene la carrera completa de piano, es capaz de pintar cuadros y de escribir poesías.
Le gusta mucho la naturaleza y es un gran conversador porque le encanta enseñar y aprender. También es un innovador en las cosas que hace. El piensa que todas las personas deben pasar por la vida intentando dejar una muestra de su paso por el mundo y no simplemente contentándose con imitar lo que otros ha hecho. Y por eso ha escrito este libro de haikus, para mostrar su espíritu y su forma de ver la vida.”

En su libro aparece Guillamonde como un beatus ille horaciano donde la quietud y la paz se recrean en tres versos. También el amor y el cariño se recogen con la intensidad propia del género, se humaniza el paisaje y se disipan las nieblas de la retóricas artificiosas en favor de una sencillez que se percibe auténtica.

En esta noticia que aparece en El Correo gallego se alude a una entrevista al profesor en la que dijo: “Muchas veces pienso que en los periódicos hace medio siglo aparecía una poesía, algo que ahora no sucede. Yo creo que si solo se refleja lo más sórdido, se produce un colapso de los sentimientos. La poesía  nos eleva, nos saca del mundo puramente material y nos hace verlo con otros ojos”

Gracias, profesor Francisco, letrado humanista y poeta, por venir a compartir con nosotros tan desinteresadamente sus poemas y a través de ellos su visión de la vida.Gracias por  sacarnos del mundo puramente material y enseñarnos a verlo con otros ojos”. Sus palabras no nos han dejado indiferentes,. Ha sido un enorme placer compartir con usted esa tarde de lunes. Ha dejado aquí una semilla en forma de haiku (Cae la noche) que se hará árbol de versos de cinco y siete sílabas en los cuadernos de mis alumnos y, sobre todo, se hará árbol de conocimiento en ellos. Esperemos que sea tan grande como el suyo.

Gracias también a Milagros Otero que acompañó al profesor y colaboró con mucho cariño para que este encuentro fuese posible.

Y gracias al catedrático Santiago Arellano Hernández, que también estuvo con nosotros, que prologa el libro y hace un magnífico estudio de la obra.

Abrazaremos un árbol cuando estemos cansados para recoger la energía que de él emana. También de sus haikus emanan árboles.

Abrazo fuerte

un eucalipto grande

y me da fuerzas.

Francisco Puy,Haikus de Guillamonde

 

 

 

 

 

¿Noche de Reyes o Días de Reyes magos?

Comenzaremos el trimestre analizando el teatro de Shakespeare. Una Noche de Reyes es la apropiada para empezar a caminar por su teatro. El resumen de la misma es el que sigue y está extraído de aquí:

En la ciudad de Iliria, el Duque Orsino está enamorado de la bella Olivia quien, a raíz de la muerte de su hermano, se ha cerrado al mundo y no quiere saber nada del amor del Duque. El barco que llevaba a los hermanos gemelos Viola y Sebastián naufraga en las costas de Iliria y la hermosa Viola, disfrazada de paje y con el nombre de Cesario, entra al servicio del Duque Orsino, de quien se enamora perdidamente sin que el Duque lo sospeche duque envía al joven Cesario como mensajero de su amor a Olivia pero Olivia en vez de corresponder al Duque queda enamorada del joven Cesario.

Por otra parte en casa de Olivia se organiza un gran lío de pretendientes y bufones. El tío de Olivia, Sir Toby Belch convence a un tal Sir Andrew para que corteje a su sobrina. También el bufón y la doncella de Olivia engañan al mayordomo, Malvolio, haciéndole creer que Oliva está enamorada de él. Toda esta serie de malosentendidos hacen que Sir Andrew y Cesario se tengan que batir en un duelo que ninguno de los dos desea.

Mientras tanto Sebastián, gemelo idéntico de Viola, ha llegado a Iliria con la ayuda de Antonio. Antonio, creyendo que la afrenta es contra Sebastián, interviene en el duelo y es arrestado. Sir Toby y Sir Andrew se encuentran con Sebastián y lo acechan pero, creyendo que se trata de Cesario, Olivia interviene a su favor y Sebastián accede a casarse con ella. Por fin los dos hermanos se reconocen y Viola descubre que es una mujer, entonces el Duque Orsino comprende todas las insinuaciones de amor que había percibido de parte de Cesario y se enamora de Viola. La obra termina en la triple boda de Sebastián con Olivia,  Orsino con Viola y María, la doncella de Olivia, con Sir Tob.

Parece ser que fue escrita para ser representada un día como este, por eso, aquí puedes ver la representación de la obra hecha por los alumnos de la RESAD:

Y aquí, Viola, disfrazada de hombre, habla sobre amor a Orsino en la película   de Trevor Nunn:

Pronto te explicaré que en las comedias de Shakespeare  predominan los enredos amorosos y muchas presentan procedimientos ya usados en el teatro de Plauto (a quien recordarás) como fuente de equívocos: el disfraz (Como gustéis, Mucho ruido y pocas nueces) o el parecido entre gemelos (La comedia de los errores, Noche de Reyes). Otras incorporan elementos mágicos o sobrenaturales (El sueño de una noche de verano, La tempestad).

Esta obra ha servido de inspiración para Emilio Pascual que escribió Días de Reyes Magos, obra de lectura optativa este trimestre.

Con/por/desde esta obra sencilla, muy sencilla podrás también tú acercarte un poco al Árbol de Conocimiento (literario), fuente de inquietud y pesadumbre, pero también de compañía y refugio.